• Plan País Venezuela

Reino Unido y Francia advirtieron que China deberá dar explicaciones por la pandemia del coronavirus

China sigue en el eje de la polémica por su manejo de la epidemia del coronavirus.

Este jueves, el Reino Unido y Francia cuestionaron la transparencia de la información aportada por Beijing desde el inicio del brote.


Londres advirtió que el gigante asiático deberá responder “preguntas difíciles” tras la crisis sobre la propagación del coronavirus, y aseguró que la cooperación con Beijing no podrá continuar “como si nada hubiera pasado”.



“Tenemos que examinar todos los aspectos, y de una manera equilibrada, pero no hay duda que todo no puede continuar como si no hubiera pasado nada, y tendremos que plantear preguntas difíciles sobre la aparición del virus, y sobre porqué no pudo ser parado antes”, declaró el ministro de Relaciones Exteriores británico, Dominic Raab, en rueda de prensa tras una reunión telemática del G7. El presidente de Francia, Emmanuel Macron, por su parte, cree que en China “pasaron cosas que desconocemos”. El jefe de Estado también fue consultado acerca del contraste entre la naturaleza de los gobiernos de las democracias a las que usualmente se las refiere como “occidentales” y el carácter autoritario de la administración de Xi Jinping, y la posibilidad de que el segundo se valiera de estas características para imponer medidas draconianas que ayudaran a mitigar el impacto del virus. A ello, respondió: “No caigamos en esa especie de inocencia de afirmar actuaron mucho mejor a la hora de manejar esta situación No lo sabemos. Y claramente pasaron cosas que desconocemos”, afirmó el jefe de Estado en entrevista con el diario Financial Times, sumándose así a las críticas del Reino Unido y Estados Unidos sobre China. En esa línea, advirtió que resignar libertades individuales para aumentar las capacidades de los gobiernos de lidiar con el brote podría ser un peligro para las democracias occidentales. “

La falta de transparencia de China ha sido un tema que ha estado en el centro de la agenda de Estados Unidos. Además de cuestionar sus cifras, en el último día la administración de Donald Trump -a través del Presidente y el secretario de Estado, Mike Pompeo- indicó que está llevando a cabo “una investigación exhaustiva sobre (...) cómo el virus se propagó, contaminó el mundo y provoco tal tragedia”. En medio de la lucha contra el coronavirus, Macron también advirtió sobre el colapso de la Unión Europea (UE) como un “proyecto político” a menos que apoye a economías afectadas por el coronavirus, como Italia. Macron consideró que “no hay otra opción” que establecer un fondo que “pudiera emitir deuda común con una garantía común” para financiar a los estados miembros de acuerdo con sus necesidades en lugar del tamaño de sus economías; idea a la que Alemania y los Países Bajos se han opuesto. “Creo que [la UE] es un proyecto político. Si se trata de un proyecto político, el factor humano es la prioridad y hay nociones de solidaridad que entran en juego. . . la economía sigue a eso, y no olvidemos que la economía es una ciencia moral”. París está presionando para la creación de un fondo conjunto de aproximadamente 400 mil millones de euros, además de la asistencia de emergencia que ya ofrece el Banco Central Europeo y otras instituciones de la Unión Europea para mitigar las consecuencias económicas de los bloqueos relacionados con el coronavirus.

  • Facebook
  • Twitter
  • Instagram
  • YouTube